3/3/10

New York, New York (part II)

Continuamos nuestro viaje por Nueva York escalando el edificio favorito entre los norteamericanos, el más emblemático de la Gran Manzana…una pista: sirvió de patio de juegos para King Kong… ¡Exacto!, es el Empire State, que abrió sus puertas en 1931 después de ¡sólo un año de construcción! Desde el mirador del piso 86 la panorámica es verdaderamente asombrosa, donde dicen que es posible divisar más allá de 100 km

Merece la pena visitar la Biblioteca Pública de NY, cuya escalinata de entrada está custodiada por dos imponentes leones llamados “Paciencia” y “Fortaleza”. Entre los tesoros que alberga la biblioteca se encuentra el manuscrito de de la Declaración de la Independencia de Thomas Jefferson. Las fans de Sex & The City recordaréis que fue aquí donde Mr. Big dejó plantada a Carrie

En 31 West 54th street , junto al MoMA, encontramos la tienda de Manolo Blahnik. En su interior, en un espacio de puro lujo y diseño, sólo joyas del calzado: desde sandalias veraniegas (alrededor de 300 $), pasando por los clásicos Manolos ( sobre los 600 $), hasta botas altas de ensueño (más de 1000 $). Por cierto, no está permitido hacer fotos en el interior, pero hicimos unos poquitas desde el exterior

Los amantes del arte, no deben perderse el MoMA (Museum of Modern Art). Cuenta con la colección de arte moderno más importante del mundo en nada menos que 5 plantas: Van Gogh, Climt, Warhol, Gaughin, Cezanne, Matisse, Picasso, Monet, Dégas, Kandinsky, Magritte…Un regalo para los ojos.

También encontraremos algunas obras de arte difíciles de comprender...

En una visita a NY no podemos dejar de saludar a la Estatua de la Libertad, símbolo de la libertad por antonomasia. Para verla, lo mejor es coger el ferry de Staten Island (y sentarse en el lado derecho), además ¡es gratis! Ofrece una vista admirable del skyline de Manhattan y de la Estatua de la Libertad

Nos hemos acercado hasta Wall Street para ver cómo es esta calle desde donde cada día se mueve el dinero de todo el mundo… Gente trajeada, mucho movimiento…¡y mucha pasta!

Y ¿qué mejor manera de terminar el día que tomando un Cosmopolitan en el bar giratorio del Marriott? La subida en el ascensor acristalado impresiona bastante (abstenerse quienes padezcan vértigo). Desde el piso 48 de este hotel, en el corazón de Times Square, puedes tomar una copa mientras contemplas los rascacielos iluminados bajo las estrellas. El bar tarda aproximadamente una hora en dar una vuelta de 360º ¡Alucinante!